sábado, 30 de septiembre de 2017

Polidor, que se llamaba José Francisco López, era un individuo bajito delgado que su trabajo consistía en anuncios hablados. En las tiendas que había baratas o realizaciones estaba en la puerta del negocio muy elegante y armado de una gran bocina gritando las gangas que ofrecían; otras veces andaba andrajoso, eso quería decir que no tenía trabajo por el momento y otras andaba vestido de niño, de pantalón corto con piernas peludas y cazcorvo, por algún barrio anunciando que algún niño se había extraviado. Cuando vinieron los aparatos de sonido polidor se derrumbo entonces espontáneamente, hacia propaganda a la puerta de alguna negociación en busca de su propina. Al final caminaba por los portales con la ropa raída, sucio y con la bocina llena de abolladuras aceptando la ayuda de algún transeúnte. Polidor inicio su carrera de publicita cuando vino a esta ciudad en la compañía de teatro de Son Jacinto Benavente, entonces lo contrato a pesar de no saber leer ni escribir pero si con una memoria privilegiada, y vestido con frac, chistera y bastón, recitaba en las esquinas partes de la obra “Los intereses creados” como propaganda seguramente le gusto el oficio y haciéndose de su inseparable bocina continuo con ella hasta su muerte. Nacido en los Reyes Sinaloa, anduvo en las fuerzas de Heraclio Bernal, casado con Isaura Graciano con la que tuvo 5 hijos; murió en 1956 en la cruz roja de Colima de más de 90 años, al momento de su muerte se le encontró entre sus ropas en el forro de su saco más de 80 mil pesos, una verdadera fortuna. Gracias a la colaboracion de Humberto Rios Tello September 30, 2017 at 04:38PM


Colima Antiguo http://ift.tt/2fZXWH7 Polidor, que se llamaba José Francisco López, era un individuo bajito delgado que su trabajo consistía en anuncios hablados. En las tiendas que había baratas o realizaciones estaba en la puerta del negocio muy elegante y armado de una gran bocina gritando las gangas que ofrecían; otras veces andaba andrajoso, eso quería decir que no tenía trabajo por el momento y otras andaba vestido de niño, de pantalón corto con piernas peludas y cazcorvo, por algún barrio anunciando que algún niño se había extraviado. Cuando vinieron los aparatos de sonido polidor se derrumbo entonces espontáneamente, hacia propaganda a la puerta de alguna negociación en busca de su propina. Al final caminaba por los portales con la ropa raída, sucio y con la bocina llena de abolladuras aceptando la ayuda de algún transeúnte. Polidor inicio su carrera de publicita cuando vino a esta ciudad en la compañía de teatro de Son Jacinto Benavente, entonces lo contrato a pesar de no saber leer ni escribir pero si con una memoria privilegiada, y vestido con frac, chistera y bastón, recitaba en las esquinas partes de la obra “Los intereses creados” como propaganda seguramente le gusto el oficio y haciéndose de su inseparable bocina continuo con ella hasta su muerte. Nacido en los Reyes Sinaloa, anduvo en las fuerzas de Heraclio Bernal, casado con Isaura Graciano con la que tuvo 5 hijos; murió en 1956 en la cruz roja de Colima de más de 90 años, al momento de su muerte se le encontró entre sus ropas en el forro de su saco más de 80 mil pesos, una verdadera fortuna. Gracias a la colaboracion de Humberto Rios Tello

Fotos de Colima Antiguo