lunes, 19 de febrero de 2018

Aceite gastado de cocina, un ingrediente para tecnología verde




Un científico del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey (ITESM) realiza un proceso de crecimiento de microalgas, al cual agrega aceite reciclado de casas o cafeterías, a fin de obtener carotenoides, que pueden ser agregados a cualquier alimento y aumentar su valor nutrimental.

En el proyecto del investigador, Carlos Jesús Castillo Zacarías colabora con la Universidad Tecnológica de Nanyang (NTU, por sus siglas en inglés), de Singapur.

Castillo Zacarías explicó que lo interesante del diseño es que las microalgas pueden consumir el aceite, y al usarlo, hacen que esos desechos desaparezcan de forma paulatina, al tiempo que, se generan los carotenoides, que son pigmentos orgánicos que se hallan de forma natural en las algas.

En entrevista con la Agencia Informativa del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), Castillo Zacarías expuso que después del proceso cosechan las microalgas para extraer de ellas los estos compuestos, los cuales dijo son interesantes para ellos.

“Podemos hacer una mayor extracción de los carotenoides sin dañar la estructura, porque muchas extracciones que se hacen utilizan compuestos químicos agresivos sobre el compuesto que se desea extraer, entonces se registra un cambio al estar en contacto con él”, dijo.

El científico detalló que el método de extracción empleado no daña el medio ambiente porque no utilizan ningún elemento tóxico, ya que el dióxido de carbono (CO2) empleado lo poden reutilizar en más extracciones.

“Este proyecto no genera compuestos que puedan dañar el medio ambiente. A la par de esta extracción, estamos haciendo también la estabilización de las moléculas que se generan”, apuntó

Agregó que, en el caso de los carotenoides, tienen la desventaja que se degradan por acción del medio ambiente, como la luz u oxígeno atmosférico, así que después de extraerlos los estabilizan.

“Lo que hacemos es una técnica novedosa, la microencapsulación por coacervación, que implica la utilización de cualquier tipo de polímero. En la NTU de Singapur, utilizamos una goma que es extraída por ellos a partir de una fruta que se llama durián.

Para el desarrollo de la investigación, los científicos probaron dicha goma con otros polímeros, “Teníamos el carotenoide ya extraído y lo que hicimos fue unirlo iónicamente con un polímero, que en este caso fue quitosano”, mencionó.

Después, usaron la goma para hacer la microencapsulación, cuyo objetivo final fue proteger el compuesto para que no existiera posibilidad de que la luz o el oxígeno pudieran degradarlo.

Castillo Zacarías dijo que los carotenoides se pueden aplicar a un alimento funcional, como yogurt, pasteles, muffin, para que aumente su valor nutrimental.

“Lo que estamos agregando son estos carotenoides que tienen potencial como antioxidantes. Como ya los tenemos estabilizados, no hay problema de que se vayan a degradar por el medio ambiente, la luz o el oxígeno”, sostuvo.

Fuente: Notimex

Fotos de Colima Antiguo

Recomendamos

La vendimia en las Fiestas Guadalupanas, Colima 2018. Claudette Beal December 11, 2018 at 07:12PM

Colima Antiguo https://ift.tt/2SHAv6d La vendimia en las Fiestas Guadalupanas, Colima 2018. Claudette Beal