jueves, 26 de abril de 2018

Carrera de Letras enseña a leer el mundo y a uno mismo: Mariell Espinosa #UdeC



La infraestructura de la Universidad de Colima, el enlace que tiene con otras universidades, el ambiente que se vive… para mí, ésta es mi segunda casa”, comentó en entrevista Roxana Mariell Espinoza, joven egresada de la Licenciatura en Letras Hispanoamericanas de la Facultad de Letras y Comunicación (Falcom). 

En entrevista, explicó que esta carrera le llamó la atención porque desde pequeña su fuerte era el español y escribir correctamente; “admiro a los profesores de esa materia, pues gracias a ellos me convertí en lectora, porque no es lo mismo saber leer que ser lectora”, comentó. 

Mariell Espinosa mencionó que antes de ingresar a Letras Hispanoamericanas ya había estado en otras facultades buscando su vocación: “Cuando ingresé a la Falcom, estaba apasionada con todo lo que estaba viviendo a nivel personal y académico; ha sido la mejor decisión que he tomado en mi vida, porque a partir de estos cuatro años todo cambió para bien”. 

Reiteró que la Falcom le dio más de lo que esperaba: “Las clases, las dinámicas, los profesores, todo lo que aprendí superó mis expectativas por mucho. Conocí, además de maestros, seres humanos íntegros, personas que me inspiraron mucho; fue un placer estar en sus clases e hicieron que me enamorara de conceptos, de prácticas, de muchas cosas”, recordó. 

Por todo lo anterior, recomendó la Licenciatura en Letras Hispanoamericanas: “Más allá de lo que puedes hacer cuando egresas, los cuatro años que estás en la carrera son lo importante. 

“Es un área que brinda la oportunidad de aprender a leer, de llevar a cabo algunas prácticas con relación a la lectura, conocer producciones artísticas importantes, analizar la situación de uno mismo como ser humano. A mí me enseñó a leerme y a leer el mundo”, finalizó. 

Fotos de Colima Antiguo

Recomendamos

Dejaré por aquí éste canasto de pan... Claudette Beal. October 22, 2018 at 12:50PM

Colima Antiguo https://ift.tt/2yTZxXO Dejaré por aquí éste canasto de pan... Claudette Beal.